Blender es un programa que nos permite simular una gran variedad de físicas(cuerpos rígidos, telas, gravedad, colisiones, iluminación) para representar diferentes escenarios.

Los fluidos en la animación no son tan famosos por la gran cantidad de recursos que utiliza para crear las físicas.

Los efectos del fluido son aplicables a líquidos y se puede cambiar la viscosidad para hacer que sea por ejemplo miel, lava, shampoo, metal líquido o cualquier líquido conocido, conociendo su nivel de viscosidad.

Debo mencionar que para la creación de gases lo crearé en otro artículo para especializarnos más con los líquidos.

Delimita el volumen de la simulación de las físicas

Limitar el área de simulación es importante para reducir la carga del CPU ya que los recursos son limitados tiempo, energía, dinero, etc.

Para esto hay que crear un objeto dominio para los líquidos de la cual el líquido no puede salir, preferentemente utilice el dominio de forma rectangular ya que blender lo hará de forma rectangular.

Crea el dominio de flujo líquido:

  1. Añade una malla cúbica, seleccionarlo
  2. Ve al editor de propiedades
  3. Agrega el modificador de fluido
  4. Selecciona el tipo de fluido "dominio"
  5. En opciones, selecciona el tipo de dominio "líquido"
Una vez creado el dominio puedes agregar

Crea una fuente de agua

Añade un objeto del cual quieras que salga el líquido
  1. Añade un objeto
  2. Ve al editor de propiedades
  3. Agrega el modificador
  4. Selecciona el fluido de tipo "flujo"
  5. Selecciona opciones de tipo de flujo "líquido"
  6. Comportamiento de flujo "adicionar flujo"

Crea objetos que interactúen con las físicas

Para añadir un objeto que interactúe con las físicas tenemos que agregarle una propiedad dinámica de fluido tipo efector colisión.

Un error común(o en mi caso) es que renderizamos por reproducción y los fluidos por una extraña razón no interactúan con el objeto de colisión líquida.

Publica un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente